Reportaje: GIRA 2.0 EN HUESCA: "LAS PARTÍCULAS NO SE TRANSPORTAN, SE TELEPORTAN"


(Aída San Nicolás)

En estos tiempos en que la cultura se vuelve un producto de lujo se agradece que una peña recreativa tenga la osadía de programar un concierto de ESTOPA en la pequeña capital del alto Aragón. Fue "Alegría Laurentina" la peña que quiso que Huesca celebrara el Prelaurentis por todo lo alto. Y 3500 respondieron a la llamada (casi el 7% de la población de la capital oscense) estrujando los bolsillos para rendirse al espectáculo que los hermanos Muñoz y su banda de luxe, ofrencen en esta GIRA 2.0. David y Jose, acompañados por los grandes: Luis Dulzaides, Juan Maya, Alfonso Pérez, Anye Bao, Ludovico Vagnone y Antonio Ramos "El Maca" (director musical de la GIRA 2.0), teleportaron (que no transportaron) su alegría al ruedo completo.

Aún era de día cuando las puertas del coso se abrieron y escasos cientos de personas se agolpaban ante ellas. Sin embargo, a medida que caía la luna, la arena se secaba con el calor de los oscenses que pasaban a ser miles. Buen ambiente en la Plaza de Toros; como admitieron los Muñoz, lugar perfecto con la temperatura perfecta para la práctica de este deporte "que no es olímpico, pero estamos en ello". Esta intención no se quedó tan solo en las palabras de David. El concierto pareció una exibición atlética; comenzando por la competición de salto de altura dentro de una poga punk formada por la banda al completo, y finalizando en una carrera de fondo protagonizada por David y Jose en la que, sinceramente, no sé quién ganó a parte del público.


VÍDEO: ME QUEDARÉ - HUESCA

"Vamos a reivindicar esta primavera que nos han arrebatado" así dedicaron el primer sigle "para toda la gente a la que le han quitado la primavera". Concretando algo más David: "Ya está bien de viernes negros de recortes, ya está bien de decirnos que nos jodan, ya está bien ¡ya está bien!", a lo que Jose añadió "Dicho esto todo queda en su sitio"; dixit. En épocas en que parece que nada importa más que el dinero impresiona ver a la gente disfrutar de aquello que llena el espíritu, aquello que debería ser de primera necesidad. Jóvenes dejándose las gargantas en cada rumba; familias al completo cantando por La raja con los bocatas; niños que no habían nacido ni cuando se dejó de fabricar el Seat Panda enganchados a la valla con la ilusión del primer concierto; incluso los peñistas y servicios de emergencia cantando a coro. En los conciertos de ESTOPA hay de todo pero, sobre todo, gente feliz. Además, el repertorio recoge desde los clásicos estoperos hasta las canciones de estreno de su último trabajo de estudio; temas para bailar agarrado o para saltar como un loco; canciones sencillas y alegres o trabalenguas de rayadas abisales; viajes en el tiempo, risas, bromas, ritmo y fiesta ¿alguien da más?

Nos perdone San Lorenzo patrón si de algún modo se vieran afectados sus cepillos en las fiestas venideras pero en las caras de Huesca se veía que el sacrificio había merecido la pena: familias al completo abandonaron el ruedo con una sonrisa de esas que no tienen precio. Y es que nosotros ya sabíamos que el poder asistir a un concierto de ESTOPA era un verdadero lujo pero, joder, no era preciso que el Gobierno se enterase.

 

 

MÁS VÍDEOS DE LA GIRA 2.0

INFORMACIÓN DETALLADA DE LA GIRA 2.0

 

SI NO VE EL ÍNDICE PULSE AQUÍ